El paradigma digital ha venido para quedarse y es un gran momento para emprender online. En los últimos años ha quedado en evidencia, más que nunca:

  • Que cualquier negocio necesita presencia digital para seguir creciendo
  • Que Internet es un mercado donde la gente investiga, compra y realiza distintas transacciones

En este escenario, se han multiplicado tanto:

  1. los negocios físicos que han invertido en su presencia digital, creando su página web y tienda online para ofrecer nuevas vías de contacto y transacción con sus clientes.
  2. los emprendimientos 100% online, que se valen de las redes sociales y la web sin necesidad de tienda ni oficina presencial.

Pero, ¿qué necesita saber un/a emprendedor/a digital para que su negocio prospere? ¿Cómo emprender en este ecosistema con éxito?
Si se trata de negocios online, no alcanza con un buen manejo de los dispositivos tecnológicos y de la web, también debes estar formado en disciplinas clave para que tu proyecto tenga visibilidad, tráfico y logre aumentar sus ventas.

Aquí te contamos algunas de las áreas y habilidades con las que debes familiarizarte si quieres emprender con éxito en la era digital.

 

10 habilidades clave para emprender en digital

  • Análisis de mercado y de la competencia

Como en cualquier emprendimiento, es imprescindible haber realizado una investigación previa del mercado para identificar oportunidades de negocio. La ventaja del ecosistema digital es que puedes conocer el mercado simplemente utilizando buscadores y herramientas -muchas de ellas gratuitas- para analizar a la competencia.

Analiza a los grandes de tu rubro, qué hacen, cómo es su sitio web, qué publican en redes sociales, qué les da mejores resultados y qué no. En la web, todo está expuesto y al alcance de la mano, ¡sírvete de ello! Es un salón de clases abierto 24/7.

 

  • Finanzas y ventas

Aprende sobre finanzas y sé ordenado/a con tu contabilidad. Ten en cuenta que la mayoría de los emprendimientos tardan un tiempo en generar ingresos, al principio se tratará de invertir y esforzarte sin tanto rédito.

Para empezar, traza un presupuesto inicial y objetivos financieros con sus plazos. Sé prudente sobre dónde inviertes/gastas el dinero y haz un registro minucioso de tus movimientos.

 

  • El ABC: Marketing digital

Si quieres emprender en Internet, no puedes no entender cómo funciona el marketing digital y sus principales estrategias. Aprende lo básico y luego amplía lo que más te sirva, ¡pero hazlo!

Hay muchos cursos de marketing digital dando vueltas por la web. Algunos, como el del Garage Digital de Google, son muy buenos para empezar sin desembolsar dinero. Sin embargo, ten en cuenta que si quieres aplicar la teoría y obtener resultados, quizás debas pagar algún curso e interactuar directamente con un especialista.

 

  • Comunicación y redacción

Básicos. Si tienes algo que ofrecer pero no sabes comunicarlo bien, difícilmente despiertes interés y vendas. Ten buenas ideas y aprende a expresarlas de forma clara, precisa y persuasiva.

Esto no sólo te servirá para redactar los textos de tu sitio web o de tus redes sociales, sino que es clave para interactuar con proveedores, colaboradores y clientes.

Si bien emprender es una tarea solitaria al principio, si logras crecer, tendrás que ir armando un equipo. Para ello, deberás saber comunicarte y afilar tus “habilidades blandas” y de liderazgo: saber hablar, saber escuchar, motivar, persuadir, delegar, supervisar, pensar estratégicamente y a largo plazo.

 

 

  • SEO

Otro punto clave. El SEO es la optimización en buscadores, consiste en aplicar una serie de técnicas para que tu sitio web aparezca en las primeras posiciones cuando alguien busca palabras relacionadas en Google.

¿Por qué todos están tan obsesionados con el SEO? Básicamente porque en los negocios online tu web es tu fachada, el equivalente al momento en que un comprador va mirando vidrieras en un shopping. La ubicación de tu fachada, es decir su posición en Google, define cuánta gente te verá, ingresará a tu sitio y te comprará.

Si piensas en tu propia conducta en Google, ¿cuántas veces miras resultados más allá de la primera página? Por eso, todas las marcas compiten como locas por una buena posición. ¿Cómo? Aplicando SEO.

Apúntate en un buen curso de SEO y aprende cómo posicionar tu web, es sin duda una habilidad excluyente y clave para emprender en digital.

 

  • Publicidad digital

Además del tráfico orgánico (para eso te ayuda el SEO), es importante que, si puedes, destines un monto a publicidad. La publicidad en redes sociales te puede ayudar a aumentar muchísimo tu alcance.

Aprende cómo funcionan las ads en Facebook, Instagram, Google, o los canales que tu proyecto necesite. Al emprender, en las primeras fases, apoyarte con publicidad vale la pena y te hará ver resultados.

 

  • Experiencia del usuario (UX)

 La experiencia del usuario o user experience (UX) es otro de los aspectos en auge, que no querrás descuidar si deseas tener éxito en tu emprendimiento.

 La interacción del usuario con tu marca debe ser positiva, intuitiva y sin fricciones. Al menos, si quieres que este/a siga consumiendo lo que ofreces. Para ello, debes tener una web optimizada, con procesos simples, diseño responsivo y un buen servicio al cliente.

 Saber escribir textos, botones y enlaces claros que guíen al usuario en cada paso es fundamental, por lo que hacer un curso de UX writing o UX design es otra inversión clave de la que no te arrepentirás.

 

  • Inglés

En Internet casi todo existe primero en inglés y luego en otros idiomas. Mucho contenido de calidad sobre marketing digital, algoritmos y otras tendencias estará en este idioma y será importante que puedas entenderlo (o dependerás del traductor por siempre).

Además, en un mundo tan globalizado, expandirte significará tener clientes de otros países, interactuar con potenciales aliados y sumar colaboradores más allá de los límites geográficos e idiomáticos. El inglés, como idioma universal, te permitirá romper esas barreras y seguir creciendo.

Practica tu inglés, tu oralidad, las frases clave en una negociación y los términos específicos de tu rubro.

 

 

  • Productividad y constancia

 Anteúltimo, pero no menos importante. A diferencia de tener un empleo o trabajar para otros, cuando emprendes la calidad y crecimiento de tu proyecto depende de ti. Del tiempo que inviertas, de lo que aprendas y cómo lo apliques. La constancia para ser productivo depende de ti en exclusiva. Son dos virtudes que tendrás que aprender a cultivar si quieres crecer.

 

  • Medición y métricas

¿Cómo saber si a tu emprendimiento le está yendo bien? Bueno, puede que lo notes en ingresos y ventas, pero, como mencioné, al principio el crecimiento es más lento y, en ese caso, es fundamental que midas las métricas y evalúes los cambios en tu tráfico, interacciones, canales de adquisición, posicionamiento, etc. Para eso, puedes valerte de herramientas de Google como Analytics y Search Console.

Conoce las principales métricas y aprende a medir y a tomar decisiones fundamentadas en datos y no en opiniones.

 

Conclusión

Así sea que estés pensando en emprender un negocio digital o ya lo tengas, nunca es tarde para ajustar estas 10 habilidades clave y darte un impulso a tu marca. La clave es investigar y nunca dejar de aprender. ¡Éxitos!

 

Por pulsiondigital.com

Newsletter Popurri Digital
Tienda Tecno Popurri Digital